Tristeza entre la colectividad gallega en Montevideo por el fallecimiento de Walter Rico

Fue director del grupo ‘Obradoiro’ de la extinta Casa de Galicia

Walter Rico bailando en el espectáculo por los 100 años de Casa de Galicia.

La colectividad gallega en Uruguay lamentó profundamente el reciente fallecimiento de Walter Rico, el que fuera director del grupo ‘Obradoiro’ de danza gallega de la extinta Casa de Galicia. La noticia del deceso coincidió con la subasta de la histórica sede central de Casa de Galicia celebrada el pasado 20 de junio.

La directiva de la asociación A Casa de Galicia Centro Histórico Cultural reflexionó acerca de lo “difícil que es despedir a nuestro amigo, parte de la familia de nuestra querida Casa de Galicia desde hace muchísimos años”.

Walter Rico formó parte del grupo de danza tradicional gallega de Casa de Galicia como bailarín, siendo sin duda uno de los mejores del país. Con el tiempo, además de bailar, fue profesor y director de ‘Obradoiro’, grupo con el cual actuó no solo por todo el Uruguay sino en Galicia, maravillando al público de aquí y de allá por la excelencia y brillantez de sus actuaciones. Junto a su grupo, participó en romerías, festivales, muestras de baile, dentro y fuera de la colectividad, mostrando con orgullo allí donde se presentaban la danza tradicional como parte de la cultura gallega.

Hace poco más de cuatro años participó en la organización de la gran celebración de los ‘100 años de Casa de Galicia’, dirigiendo además al grupo ‘Obradoiro’ para tan importante acontecimiento, donde se incorporaron a él bailarines de todas las décadas.

La directiva presidida por Ismael Martínez explica en su comunicado que “cuando nuestra institución tomó el testigo de Casa de Galicia para seguir con sus actividades artísticas y culturales, se le convocó como su director artístico, en acuerdo unánime con todos los profesores. Aceptó gustosamente y con alegría, e inmediatamente su cabeza comenzó a planear espectáculos, pero lamentablemente ya estaba viviendo el duro proceso que en forma inesperada y casi absurda nos dejó sin su presencia”.

Sin embargo, afirman que “en el grupo ‘Obradoiro’ queda su espíritu, su simiente, su enseñanza, su legado. Este es un momento de infinito dolor para nuestra institución y todos quienes la integramos, uno de los nuestros se nos adelantó, será nuestra guía en el camino que no hace mucho empezamos a transitar”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *