Rueda ratifica con el Gobierno luso la prioridad de la conexión de alta velocidad Lisboa-Oporto-Vigo

Solicita al Ejecutivo español que cumpla su compromiso con el destino de los fondos europeos

El presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, y el ministro de Infraestruturas de Portugal, Miguel Pinto, en su comparecencia ante los medios.

El presidente de la Xunta de Galicia, Alfonso Rueda, mantuvo el pasado 23 de mayo un encuentro con el ministro de Infraestruturas de Portugal, Miguel Pinto, en el que pudo ratificar con el Gobierno portugués la prioridad de la conexión de alta velocidad Lisboa-Oporto-Vigo para el país luso: “Estoy muy tranquilo y muy satisfecho porque el gobierno de Portugal nos confirmó que mantiene esta intención”, destacó Rueda.

Rueda manifestó su alegría por mantener este encuentro, que para él es una demostración del gran momento de diálogo que mantiene Galicia y Portugal. Un diálogo con una importancia muy grande, por todo lo que une a los dos pueblos, y recordó todos los beneficios que tiene para los dos territorios la conexión de Galicia con la región norte de Portugal, precisamente “después de conseguir esta misma semana el tren de alta velocidad que conecta las principales ciudades gallegas desde Madrid”, destacó.

Además, aprovechó para pedirle al Gobierno español que cumpla sus compromisos con el destino de los fondos europeos para poder compatibilizar los avances a ambos lados de la frontera: “Lo que toca ahora es decir que todos los trámites deben acelerarse. Cada mes que pase es imprescindible”, señaló.

Por último, Alfonso Rueda agradeció al Ministro de Infraestruturas de Portugal el encuentro, y valoró todo lo que pudieron tratar: “Hablamos de otros temas de interés y se quedó abierto un canal de comunicación muy importante respecto a infraestructuras de la Xunta que se desplazan hasta la frontera portuguesa”, finalizó el presidente.

AVE a Madrid

En cuanto al estreno de los trenes de alta velocidad que conectan las principales ciudades gallegas con Madrid, que comenzaron a circular el pasado 21 de mayo, cabe destacar la incidencia técnica que dejó parado más de media hora el primer AVE Avril en Galicia a escasos metros de la estación de Orense y que provocó, finalmente, un retraso de 133 minutos en su llegada a Madrid.

Desde entonces, Renfe ofrece el servicio AVE en las ciudades de Vigo, Pontevedra, Vilagarcía, Santiago y A Coruña, después de que en 2021la alta velocidad debutase en Galicia con una conexión directa Madrid-Ourense, que actualmente también se prolonga hasta Alicante.

En concreto, pone en servicio un tren AVE por sentido en las relaciones: Vigo-Madrid, con tiempos aproximados de algo más de 4 horas en el trayecto completo; y A Coruña-Madrid, con tiempos cercanos a las 3 horas y media, lo que supone un recorte de tiempos medio de unos 15 minutos.

El Avril es el tren más avanzado de Talgo. Gracias a su alta capacidad y al ligero peso total, los nuevos trenes de Renfe minimizan el consumo energético y multiplican la eficiencia. Eso les permite reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y mejorar aún más la posición del tren como el modo de transporte más sostenible.

Una de las características que destaca de este tren de última generación es que su composición de 12 coches de viajeros y 200 metros de longitud se sitúan en un único piso y a la misma altura del andén, lo que permite a los viajeros acceder al tren y desplazarse por todo su interior sin escalones ni rampas.

Récord de velocidad

Además, el Talgo Avril es parte de una plataforma tecnológica altamente flexible que permite adaptar cada entrega a las necesidades cada vez más complejas del mercado ferroviario europeo con diferentes bloques en función de su configuración comercial interior, su capacidad para cambiar de ancho de vía (ibérico e internacional), y su equipamiento para ser operados también al norte de los Pirineos.

Gracias a estas capacidades, podrán ser utilizados en la práctica totalidad de la red ferroviaria ibérica electrificada con catenaria, acercando aún más aquellos destinos a los que todavía no se ha extendido la nueva red ferroviaria de altas prestaciones, y en las relaciones internacionales entre España y Francia.

Este modelo ostenta el récord mundial de velocidad en ancho ibérico: 360 kilómetros por hora que se alcanzaron el 7 de septiembre de 2022 en la línea de alta velocidad Ourense-Santiago de Compostela, en Galicia.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.