Pedro Sánchez y el PSOE afrontan un trimestre decisivo con tres elecciones y el desenlace de la amnistía

El resultado de estos acontecimientos marcará las relaciones del Gobierno con sus socios de legislatura

Pedro Sánchez con el príncipe heredero del Reino de Arabia Saudí, Mohamed bin Salmán.

El Gobierno de España que preside Pedro Sánchez en una coalición entre el PSOE y Sumar, con el apoyo de los partidos nacionalistas e independentistas catalanes, vascos y gallego, afronta un trimestre decisivo. En los meses de abril, mayo y junio se celebrarán elecciones autonómicas en el País Vasco y Cataluña y las europeas. Pero, además, en ese periodo se prevé la aprobación definitiva de la ley de amnistía por el Congreso de los Diputados, tras su paso por el Senado donde la mayoría absoluta del PP la rechazará. No en vano, esta norma es la condición ineludible de Junts, el partido del expresident de la Generalitat de Cataluña, el prófugo de la Justicia española Carles Puigdemont, para mantener a Sánchez en el poder.

Estas cuatro variables -tres elecciones y la amnistía- marcarán el devenir de la legislatura y de las relaciones del PSOE con sus socios, junto con un quinto condicionante: el resultado de las comisiones de investigación que se van a poner en marcha en el Congreso y el Senado para analizar supuestos casos de corrupción.

Y es que podría darse el caso de que Sánchez y el PSOE tengan que decidirse entre el PNV o Bildu en el País Vasco o entre Junts o Esquerra Republicana en Cataluña, con la conscuente reacción de las formaciones que se sientan agraviadas por esos designios.

El PNV y Bildu se disputan el 21 de abril la victoria en el País Vasco

Los comicios al Parlamento vasco se celebran el próximo 21 de abril y dos de los apoyos del Ejecutivo central se disputan la victoria y la posibilidad de encabezar el Ejecutivo: el Partido Nacionalista Vasco (PNV) y EH Bildu. De un lado, el socio tradicional de los socialistas vascos y de otro, los abertzales que incluyen a condenados del grupo terrorista ETA en sus listas. Las encuestas auguran un empate técnico entre ambas formaciones que tendría que decidir el apoyo del PSE-PSOE, aunque tampoco está claro que los socialistas sumen mayoría absoluta con alguno de ellos ante la caída que reflejan los sondeos. Y cabe recordar que el PSOE necesita a todos sus socios para sacar adelante en Madrid cada una de sus iniciativas y a su Gobierno de coalición.

Aunque la ley electoral vasca garantiza que, en la segunda vuelta tras frustrarse una primera votación con mayoría absoluta, sale adelante la lista más votada. Por lo que el PSOE quizá no tendría que decantarse por ninguno. Otra opción, más remota, sería que el ascenso que recogen las encuestas del PP le diera para sumar la absoluta con el PNV, si éstos aceptaran dicho apoyo.

Para la cita con las urnas del 21 de abril, la mayoría de partidos vascos ha optado por candidatos nuevos y por rejuvenecer sus listas. Imanol Pradales (de 48 años y con experiencia de gestión en la Diputación foral de Bizkaia) toma el relevo del hasta ahora lehendakari -presidente del Gobierno vasco-, Íñigo Urkullu en el PNV. Mientras que su rival directo será Pello Otxandiano (41 años, ingeniero y director de Programas de EH Bildu). En el PSE-EE, el cabeza de lista es Eneko Andueza (44 años, portavoz en el Parlamento Vasco y secretario general del partido desde 2021), mientras que el candidato del es PP Javier de Andrés (56 años, exdiputado general de Álava y exdelegado del Gobierno en Euskadi). Los sondeos ven difícil la presencia de Sumar en el Parlamento y casi imposible la de Vox y Podemos.

Elecciones catalanas

En el caso de la cita con las urnas en Cataluña, en el medio de la pugna entre los dos partidos independentistas y socios del Gobierno están los socialistas catalanes, puesto que los sondeos sitúan al PSC por delante. El frente soberanista está muy dividido con cada vez más formaciones diferentes que se presentan a las elecciones y con el eterno enfrentamiento entre los antiguos ‘convergentes’ de Puigdemont y los republicanos de Oriol Junqueras, que presentan a Pere Aragonès a la reelección .

Parece imposible un acuerdo de gobierno de estas fuerzas pero ambas abogan por retomar el proceso rupturista con el resto de España y exigen, como imprescindible para seguir respaldando a Pedro Sánchez, un referéndum de independencia en Cataluña. Algo que tanto el Gobierno central como el PSOE rechazan de plano. Así que la decisión sobre quién gobierna en la Comunidad y sobre cómo se calman las ansias soberanistas es la diatriba que marcará el futuro del Ejecutivo de Sánchez.

Ley de amnistía

Una variante de la misma ecuación es la aprobación de la ley de amnistía. Tras el visto bueno del Congreso, se debatirá durante en el Senado, donde el PP cuenta con mayoría absoluta. El 8 de abril, se organizó una sesión de la Comisión General de Comunidades Autónomas en la Cámara, en la que participaron presidentes como el catalán Aragonès (ERC), la madrileña Isabel Díaz Ayuso, el castellano y leonés Alfonso Fernández Mañueco y otros cuatro más del PP que aprobó el informe del Partido Popular sobre la norma, que afirma que ésta puede desproteger a las autonomías y sentar un peligroso precedente.

“El efecto de la amnistía es la deslegitimación de la obligada y necesaria respuesta que el Estado dio al golpe de 2017: la desautorización del Senado que autorizó la activación de la ‘coerción federal’ prevista en el artículo 155 de la Constitución; la desautorización del Gobierno de España que aplicó dicho precepto; la desautorización del Tribunal Constitucional que declaró inconstitucionales los hechos del procés y avaló la respuesta del Estado; y, la desautorización del Poder Judicial que combatió la insurrección con los instrumentos propios del Estado de Derecho”, apunta un informe que se incorpora a la tramitación de la Ley de Amnistía en el Senado.

Por otro lado, el Tribunal Supremo, que instruye el caso Tsunami Democràtic, ha citado como investigados por un delito de terrorismo al expresidente de la Generalitat catalana y eurodiputado Carles Puigdemont y al parlamentario catalán Rubén Wagensberg, de ERC. La causa contra ambos aforados indaga su responsabilidad penal en las acciones de la plataforma de protesta surgida contra la sentencia del procés en el 2019. Fija la semana del 17 al 21 de junio para que presten declaración voluntaria y ofrece la posibilidad de hacerlo por videoconferencia.

El líder de Junts y candidato a las elecciones autonómicas del 12 de mayo ya ha anunciado que se traslada a vivir al sur de Francia. Sobre Puigdemont sigue pesando una orden nacional de detención por la causa del procés, que instruye el también magistrado del alto tribunal Pablo Llarena.

Elecciones europeas

Finalmente, las elecciones al Parlamento Europeo se presentan como un plebiscito de la acción del Gobierno pues es la primera cita con las urnas en toda España tras la ley de amnistía y los acuerdos de la legislatura que comenzó en otoño de 2023.

De gira por Oriente Próximo

El presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, visitó Arabia Saudí, Jordania y Catar del 1 al 3 de abril en un contexto de inestabilidad en Oriente Próximo, marcado por el conflicto entre Israel y Hamás. Mientras en España se discutía sobre presuntos casos de corrupción vinculados a la compra de mascarillas durante la pandemia, con el caso de la trama Koldo como trasfondo, y se constituían comisiones de investigación en el Congreso de los Diputados y el Senado, Sánchez realizó su segunda gira por la zona desde el estallido de la guerra entre Israel y Hamás para reunirse con los actores de la región que están jugando un papel clave en la resolución de este conflicto. El jefe del Ejecutivo remarcó la labor de mediación de los tres países que visitó y abogó por el alto el fuego exigido por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, la liberación de todos los rehenes y el reconocimiento mutuo de Israel y Palestina.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.