La Casa de León en Sevilla exalta su tierra de origen con los pendones y el botillo

Entregó la Pulchra leonina a Ursicinio Ferrero natural de Alija del Infantado y residente en la capital andaluza

Autoridades y miembros de la Cofradía del Botillo.
Desfile de pendones ante la Catedral sevillana.
José Colinas felicita a Ursicinio Ferrero ante Marcos Martínez.

La Casa de León en Sevilla, que preside José Colinas, clausuró, el pasado 21 de enero, tras tres días de actos, su cita anual con la promoción de los productos de León y su provincia con la decimaoctava edición del Festival del Botillo y alimentos de la tierra.
Después de una misa solemne, el alcalde de Alija del Infantado, Luis Gómez-Villaboa, hizo entrega de la Pulchra leonina al leonés Ursicinio Ferrero Pérez, residente en Sevilla y natural de Alija.
Los asistentes a este acto, entre los que se encontraba el vicepresidente de la Diputación de León, Marcos Martínez, compartieron un almuerzocompuesto por aperitivos y productos típicos de León, encabezados por el botillo. La comida estuvo amenizada por actuaciones musicales.
El día anterior tuvo lugar el gran desfiles de Pendones por las calles andaluzas. Encabenzando la comitiva leonesa se encontraba el vicepresidente de la Diputación Provincial, Marcos Martínez que formaba parte de la procesión de pendones acompañados por dulzaineros, un grupo de jurrus de Alija del Infantado y la Cofradía del Botillo. Estuvieron representados en Sevilla los pueblos de Palacios de la Valduerna, Villaverde de la Abadía , Ardoncino, Sopeña de Carneros, Val de San Lorenzo, Lorenzana, Sariegos, Villafañe, Fontoria de Cepeda y Matilla de la Vega.
Tras el desfile se celebró una recepción en el Ayuntamiento de Sevilla y una ofrenda floral ante el monumento a San Fernando.
Acto seguido, en los Reales Alcázares de Sevilla tuvo lugar el pregón de los actos que organiza la Casa de León en Sevilla a cargo del director del Grupo Marca, el leonés Óscar Campillo.
El diputado Marcos Martínez también intervino en este acto con un discurso en el que manifestó la admiración de la provincia hacia “los leoneses que un día os visteis obligados a dejar nuestra tierra en busca de un futuro mejor”. Este encuentro anual sirve, dijo, para ensalzar las costumbres y tradiciones leonesas “que de forma tan entusiasta custodiáis y mostráis desde la Casa de León”.
Martínez señaló además que se trata de dos enclaves hermanados y unidos por la Ruta de la Plata, “un camino de ida y vuelta” y que “debemos reivindicar cultural, social y económicamente”.
Las jornadas de exaltación a León y su provincia comenzaron el día 20 en la Fundación Cruz Campo con una degustación de productos de León.