Berlusconi apoya a Zapatero por las medidas contra el déficit, que dijo envidiar

El presidente español fue recibido por el Papa en el Vaticano

Zapatero y Berlusconi en Roma.
Zapatero y el Papa.

El presidente Zapatero, y el primer ministro de Italia, Silvio Berlusconi, se reunieron en Roma y comparecieron ante los medios de comunicación donde  pusieron de manifiesto el entendimiento y la “extraordinaria” colaboración que existe entre ambos países mediterráneos. La defensa del euro, la situación económica que vive la Unión Europea, las medidas adoptadas para salir de la crisis y la política internacional han sido algunos de los asuntos sobre los que los dos líderes han intercambiado puntos de vista.

El primer ministro italiano felicitó a Rodríguez Zapatero por su “valentía” a la hora de tomar medidas para reducir el déficit público. Además, expresó su confianza en la situación de España a la que dijo “envidiar” porque su deuda pública, el 53%, es la mitad de la que tiene Italia, que alcanza el 115%. Después, se despidió de Zapatero “como un Santo” -en referencia al encuentro previo del presidente español con el Papa- y salió de la sala, dejando solo ante los periodistas a Zapatero que, tras unos momentos de desconcierto, también salió de la escena.En cuanto al encuentro con el Papa, se enmarca en la tradición de las presidencias rotatorias de la Unión Europea de mantener una comunicación con el Papa y es la  primera en la que el presidente del Gobierno viaja a la Santa Sede bajo el papado de Benedicto XVI.

Abordaron las próximas visitas  del Papa a España -en noviembre de 2010, a Santiago de Compostela y Barcelona y, en el verano de 2011, a Madrid para participar en la Jornada Mundial de la Juventud-.Tras su encuentro con el Papa, el presidente del Gobierno ha mantenido una reunión con el secretario de Estado del Vaticano, cardenal Tarsicio Bertone. Repasaron cuestiones de interés en el marco de las relaciones entre España y la Santa Sede y de las relaciones Iglesia-Estado, tales como el proyecto de ley de libertad religiosa y la educación.DetencionesEn la misma jornada del 10 de junio,  la Policía italiana detuvo a tres presuntos miembros de la organización terrorista Segi contra los que existía una Orden Europea de Detención, cuando iban a dar una rueda de prensa en Roma.