Los independentistas celebran la Diada de Cataluña enfrentados y con el menor seguimiento en 10 años

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, y miembros de su partido ERC fueron abucheados y recriminados en varios momentos de la jornada

La división y el enfrentamiento entre los independentistas marcó la celebración de la Diada de Cataluña, el 11 de septiembre, con la menor asistencia a la manifestación de los últimos diez años, excepto los dos años de pandemia, al reunir a unas 150.000 personas, según la Guardia Urbana. La cita convocada por la Asamblea Nacional Catalana no fue secundada por el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, y los consellers de su partido tras sentirse chantajeados por las exigencias de la ANC de “independencia o elecciones”, pero sí asistieron sus socios del Govern, JxCat. Los representantes de ERC fueron abucheados y recriminados en varios momentos de la jornada.

También hubo incidentes en el aniversario de los atentados de Barcelona y Cambrils, del 17 de agosto de 2017, cuando independentistas boicotearon el acto alegando teorías conspiracionistas.

Finalmente, cabe señalar que el Gobierno de España no recurrió al Tribunal Constitucional el decreto del monolingüísmo en Cataluña y el curso ha empezado sin la posibilidad de estudiar en castellano.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *