La UNED Zamora recoge en un libro la huella castellana y leonesa en los 500 años de vida de La Habana

“Castilla y León es más que los que estamos aquí”, afirmó Juan Andrés Blanco en la presentación de la obra

Presentación del libro.

Un libro impulsado por la Universidad Nacional de Educación a Distancia de Zamora recupera “la memoria de los que se fueron y emigraron a La Habana, la huella que han dejado en la ciudad, y la vinculación que mantuvieron en todo momento con la tierra de la que procedían”. Así explica el director del Centro Asociado a la UNED en Zamora, Juan Andrés Blanco, coordinador también de este trabajo que nace al amparo del Centro de Estudios de la Emigración, la esencia de una obra que pone de manifiesto que “Castilla y León es más que los que estamos aquí”.

El libro, escrito por Alejandro García, Arsenio Dacosta, Juan Miguel Álvarez y Rubén Sánchez, recoge numerosos ejemplos de la presencia de los castellanos y leoneses en Cuba y, de manera preferente en La Habana. Su labor se refleja en multitud de negocios, desde cines y ferreterías a bares, restaurantes y hoteles. Pero, además, es notoria también su presencia en algunos de los palacios más emblemáticos que se conservan en la capital cubana.

Juan Andrés Blanco puso de manifiesto durante la presentación del libro titulado La atracción de una ciudad cosmopolita. Castellanos y leoneses en La Habana, la importancia de las asociaciones creadas en la capital cubana por parte de los emigrantes y para darles todo tipo de servicios, hasta el punto de que llegaron a crearse asociaciones de carácter provincial. “Todas tienen presencia en una de las ciudades más bellas de la España americana e incluso actualmente hay un panteón donde se sigue enterrando a los descendientes de los emigrantes castellanos y leoneses”.

La publicación se edita en conmemoración del quinto centenario de la fundación de La Habana y refleja la importancia que desde los inicios ha tenido la presencia castellana y leonesa, tanto en la fundación, la emigración de los siglos XIX y XX, y el presente reflejado en la vinculación con las asociaciones que aún subsisten.

El libro, concebido desde una perspectiva muy visual, ofrece numerosas imágenes a través de las cuales es posible descubrir cómo era La Habana que se encontraron los emigrantes de Castilla y León, lugares que se comparan con la situación en la que se encuentran actualmente.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *