La Comisión Permanente del CGCEE se reunirá por videoconferencia el jueves 21 de mayo

Es el primer encuentro con el nuevo equipo de la Dirección General de Migraciones

Miembros de la Comisión Permanente del CGCEE.

La Secretaría del Consejo General de la Ciudadanía Española en el Exterior (CGCEE) ha convocado a los miembros de la Comisión Permanente de este órgano a una reunión por videoconferencia que se celebrará el jueves 21 de mayo a las cinco de la tarde (hora española).

Se trata de la primera reunión de esta Comisión desde la celebrada los días 18 y 19 de noviembre del año 2019 y la primera con el actual equipo de la Dirección General de Migraciones.

Según el orden del día de la reunión, al que ha tenido acceso España Exterior, esta comenzará con la aprobación del acta del encuentro anterior y se realizará un seguimiento a los nuevos informes recibidos de las administraciones correspondientes relativos a los acuerdos adoptados por el CGCEE en el primer y segundo pleno de su séptimo mandato.

Además, se estudiarán las nuevas propuestas recibidas y su distribución entre las comisiones delegadas, y se debatirá sobre el borrador del nuevo reglamento de funcionamiento del Consejo. La reunión terminará con un apartado de ruegos y preguntas.

La consejera por Italia, presidenta de la Comisión de Educación y Cultura del CGCEE y componente de la Comisión Permanente, Ana Lourdes de Heriz, señaló a España Exterior que “me gustaría que esta reunión fuese una toma de contacto con la nueva administración. Toma de contacto tan deseada desde hace meses, debido al parón de lo que ha habido desde que no se convocó el pleno de junio de 2019. Por lo que he sabido, no soy la única en pensar esto”.

Toma de contacto y calendario de trabajo

Para Ana Lourdes de Heriz, esta primera toma de contacto del CGCEE con los nuevos responsables de Emigración del Gobierno de España (la nueva secretaria de Estado de Migraciones, Hana Jalloul; el nuevo director general de Migraciones, Santiago Yerga; y el nuevo subdirector general de la Ciudadanía Española en el Exterior y Retorno, José Julio Rodríguez) debería culminarse con el establecimiento “de mutuo acuerdo” de un calendario de trabajo “que reconociera al pleno su importancia”. “No quisiera –añade– vivir un borrón y cuenta nueva ni un ‘como decíamos ayer’”.

Por otra parte, la consejera por Italia también mostró su malestar por el hecho de que las propuestas de acuerdos se hayan dado a conocer a través de los medios de comunicación ya que, según indica, “en aplicación del reglamento y por un compromiso que alcanzamos en la primera reunión de esta Permanente, nadie de la Comisión puede transmitir, comentar o explicar las propuestas de acuerdos mientras la Comisión no las haya analizado y aprobado, mientras no las haya adjudicado a las comisiones que las van a trabajar”.

Y añade que “me parece irrespetuoso hacia los demás consejeros que conozcan ese material antes por los medios de comunicación que por nosotros”.

Los consejeros fueron avisados de esta reunión tres días antes de su celebración y para la presidenta de la Comisión de Educación y Cultura “tres días de preparación del trabajo previsto en el orden del día son muy pocos en este periodo de trabajos forzados en remoto y de que no es el tiempo mínimo de antelación previsto”.

Asimismo, considera que es prioritario llegar a un acuerdo “sobre los temas políticos, sociales y de derechos de la emigración” que se quedaron varados en la legislatura anterior (nacionalidad, voto rogado, etc.). A estos asuntos habría que dedicar “todas nuestras energías, aunque sea a distancia”, señala.

También reflexiona sobre la posibilidad de que el CGCEE, en estos tiempos de coronavirus, desarrolle otras maneras de trabajar. “Si lo de la pandemia es excepcional, puede haber modos excepcionales de celebrar un pleno sin que sea en presencia y con todos los protocolos y tiempos a los que estamos acostumbrados”.

De Heriz lamenta que haya una serie de acuerdos de las comisiones delegadas del CGCEE elaborados entre el invierno y la primavera de 2019 “que están ahí parados, que no han sido discutidos y aprobados por el pleno, y que no han ido a parar a los ministerios competentes, que es donde debían estar y donde debían haberles dedicado tiempo para que se resolvieran las necesidades de los españoles en el exterior”.

En su opinión el pleno debería haberse celebrado en 2019, aunque el Gobierno estuviese en funciones, para que todo el trabajo realizado por las comisiones no se detuviese durante más de año y medio. Y ahora siente que a ese retraso hay que añadir el provocado “por algo que no estaba previsto, una pandemia”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *