España reabrirá las fronteras con la UE y los miembros del espacio Schengen el 21 de junio

Y el 1 de julio con Portugal y terceros países

Pedro Sánchez, durante la comparecencia ofrecida para informar de su conferencia telemática con los presidentes autonómicos.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunció el pasado día 14 a los presidentes autonómicos que se adelanta al 21 de junio la apertura de fronteras con los países del espacio Schengen, salvo Portugal, que ha pedido que sea el 1 de julio. Desde el día 21 desaparecerá así la obligación de cuarentena para los viajeros de los países del espacio Schengen, que garantiza la posibilidad de moverse sin restricciones por el territorio de 26 países europeos (de los cuales 22 son estados miembros de la UE) en los que residen más de 400 millones de ciudadanos sin controles fronterizos internos.

A partir del 1 de julio, explicó Sánchez en rueda de prensa tras la décimo cuarta y última videoconferencia telemática con los responsables autonómicos, se abrirán escalonadamente las fronteras con terceros países “seguros” incluidos en una lista consensuada a nivel europeo.

Turismo internacional

Habrá tres requisitos: su situación epidemiológica tiene que ser análoga o mejor que la de la UE; se deberán cumplir ciertas condiciones sanitarias en origen, trayecto y destino; y tendrá que haber reciprocidad, es decir, esos países deberán aceptar también pasajeros procedentes de la Unión Europea. “Queremos que turismo y seguridad sanitaria vayan de la mano. Turismo, sí; intercambio, sí; apertura, sí. Seguridad y salud, también”, recalcó Sánchez.

En un principio el Gobierno había apostado por mantener las fronteras cerradas hasta el 1 de julio, pero la Comisión Europea recomendó abrir las del espacio Schengen el 15 de junio y varios países ya han levantado parcialmente sus controles fronterizos. Sánchez explicó que el 1 de julio se celebrará un “emotivo” acto en la frontera con Portugal, que presidirán el Rey Felipe VI y el presidente del país vecino, Marcelo Rebelo de Sousa, al que acudirá con el primer ministro luso, António Costa. Se reabrirá así la frontera luso-española, que permanece cerrada desde el 17 de marzo ante la expansión del coronavirus.

Prueba piloto y planes de apoyo

El primer experimento de apertura al extranjero comenzó, no obstante, el día 15 en Baleares, un proyecto “piloto”, subrayó el presidente del Gobierno, que implicará la llegada al Archipiélago en dos semanas de 10.900 turistas alemanes. Esta experiencia permitirá verificar las medidas de seguridad que se aplicarán en esta temporada turística y aprender para los próximos meses, apuntó Sánchez, que calificó la apertura de las fronteras como un momento “crítico”. “Queremos que nuestro país, que ya es reconocido como destino turístico de calidad, ahí están las cifras, sea reconocido además como destino turístico de seguridad. De seguridad en las calles y de seguridad sanitaria”, recalcó.

Por otra parte, Sánchez anunció que el Ejecutivo presentará el próximo día 18 un plan de impulso al turismo, diseñado con los representantes del sector y con la coordinación de las comunidades autónomas, y el día 15 el plan integral de ayuda al sector de la automoción, dotado con 3.750 millones de euros para la renovación del parque de vehículos y avanzar en la transición ecológica.

Finalmente, el presidente del Gobierno aseguró que la vuelta a las clases en septiembre “será en un entorno seguro y saludable”, que contará con recomendaciones del Ministerio de Sanidad y el Ministerio de Educación y el trabajo de las comunidades autónomas para lograr un curso presencial, con servicios como comedor y transporte y formación de profesores para la docencia en línea.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *