En 2020 emigraron de España 13.782 personas más de las que regresaron

Tras dos años en positivo, la emigración volvió a aumentar ya que se marcharon al extranjero 66.293 españoles y regresaron al país 52.511

Después de dos años con un saldo migratorio positivo de ciudadanos españoles (salidas menos entradas al país), España volvió en 2020 a convertirse en un país de emigrantes. Y eso, a pesar de las restricciones de movilidad ocasionadas en todo el mundo por la pandemia sobre todo a partir del mes de marzo del pasado año.

Según los datos de la Estadística de Migraciones publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), el año pasado emigraron un total de 66.293 ciudadanos españoles y retornaron al país 52.511, lo que supone un saldo negativo de 13.782 personas.

También hay que destacar que este saldo migratorio negativo se produce en un año en el que el número total de emigrantes ha descendido casi un 15% respecto al registrado en 2019. Ese año fueron 76.092 los españoles que se marcharon al extranjero, 9.799 más que en 2020.

De los 66.293 ciudadanos españoles que emigraron el año pasado, 42.617 habían nacido en España y 23.676 lo hicieron en el extranjero.

Por comunidades autónomas, ha sido la de Madrid la que ha registrado un mayor número de emigrantes, 15.697, seguida de Cataluña (13.170), Andalucía (8.362), Comunidad Valenciana (6.740), Canarias (3.395) y Galicia (3.276). En todas las comunidades autónomas ha habido un descenso en el número de emigrantes en 2020 respecto al año 2019.

Los países preferidos por los españoles para emigrar durante el año pasado fueron Reino Unido (15.085), Francia (8.881), Estados Unidos (5.588), Alemania (5.264), Suiza (3.041) y Ecuador (2.418).

El retorno cae un 38%

En cuanto al retorno, cabe destacar que ha descendido en casi un 38% respecto a 2019 al pasar de 84.458 españoles que regresaron al país a los 52.511 registrados en 2020.

Las comunidades autónomas que han recibido un mayor número de retornados han sido Madrid (13.554), Cataluña (9.422), Andalucía (5.772) Comunidad Valenciana (5.204) y Galicia (3.835).

La mayor parte de los retornados procedían de Reino Unido (4.959), Venezuela (3.896), Ecuador (3.895), Argentina (3.633), Estados Unidos (3.529), Francia (3.372), Alemania (2.352), México (2.051) y Colombia (2.044).

El INE señala que la llegada de españoles no consiste fundamentalmente en una inmigración de retorno, sino también de personas con nacionalidad española no nacidas en España (23.916 personas de las 52.511 que inmigraron habían nacido en España).

El 57,2% de los españoles que emigraron durante 2020 siempre había residido en España.

Más habitantes, pero menos españoles

En 2020, España aumentó su población en 61.609 personas y alcanzó los 47.394.223 habitantes a 1 de enero de 2021.

El crecimiento poblacional de España se debió al incremento de la población de nacionalidad extranjera, ya que la de nacionalidad española se redujo.

El número de extranjeros aumentó en 149.011 personas durante 2020, hasta un total de 5.375.917 a 1 de enero de 2021. Este incremento respondió, en su mayor parte, a un saldo migratorio positivo de 230.026 personas.

Por el contrario, la población de nacionalidad española se redujo en 87.402 personas. Esta evolución fue resultado de un saldo vegetativo negativo (de 198.670 personas) y de un saldo migratorio también negativo (13.782 personas), que no se vieron compensados por las adquisiciones de nacionalidad española (que afectaron a 126.164 personas, según datos provisionales).

Si nos restringimos a los españoles nacidos en España, la población descendió en 183.299 personas a lo largo del año 2020.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *