El PIB gallego bajó en el segundo trimestre un 14,5% en tasa trimestral por culpa de la crisis sanitaria

Sigue con su tendencia mejor que la del resto del país al disminuir 4 puntos menos que la media nacional

El PIB de Galicia descendió en el segundo trimestre del año un 14,5% en tasa trimestral por el efecto negativo de la Covid-19 sobre la mayoría de los componentes de la oferta y de la demanda, según reflejan las Cuentas económicas trimestrales publicadas el pasado 27 de agosto por el Instituto Galego de Estatística (IGE). Este descenso es cuatro puntos inferior al registrado por el conjunto de España (-18,5%), tal y como ya avanzó el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El PIB gallego vuelve a registrar así una mejor evolución que el promedio español, puesto que en el primer trimestre (afectado ya por la Covid-19) la economía española había bajado en tasa trimestral un 5,2%, una caída tres décimas mayor que la registrada por el PIB gallego (4,9%).

En cuanto a la tasa interanual -es decir, la evolución de la economía en comparación con el segundo trimestre del año 2019-, el IGE estima que el PIB gallego registró un descenso del 17,9%. Esta bajada es también inferior a la registrada por la economía española en el mismo período, que según la estimación realizada por el INE fue del 22,1%, de manera que el PIB español en el 2º trimestre descendió 4,2 puntos más que el gallego.

Desde el punto de vista de la demanda, en el segundo trimestre del año el gasto en consumo final disminuyó un 18,9% en comparación con el mismo trimestre de 2019, y la formación bruta de capital bajó un 24,7%. En cuanto a la demanda externa, las exportaciones de bienes y servicios disminuyeron un 19,9% y las importaciones de bienes y servicios cayeron también un 23,4%.

Sectores

En lo que respecta a la oferta, todos los sectores registraron tasas de variación negativas. El sector primario fue el menos afectado, con un descenso del 2%; por el contrario, el sector servicios bajó un 16,5%, con un mayor impacto en las actividades más afectadas por el cese de la actividad desde la segunda quincena de marzo, especialmente el comercio, transporte y hostelería (-38,3%). Mientras, la industria descendió un 19,7% y el sector de la construcción un 23,2%.

Las cuentas económicas trimestrales del IGE muestran que el empleo -medido en términos de puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo- disminuyó un 22,5% en el 2º trimestre. Las ramas de actividad en las que más bajó fueron las relacionadas con el comercio, transporte y hostelería (-36,9%) y actividades artísticas, recreativas y otros servicios (-30,7%).

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *