El Círculo Católico de Obreros de Uruguay, nuevo dueño del hospital de Casa de Galicia de Montevideo

La subasta se llevó a cabo al desistir la abogada Lucía Curbelo de continuar con el proceso de inconstitucionalidad / El centro médico fue adjudicado por cerca de 14,3 millones de euros

La presidenta del Círculo Católico de Obreros, Cecilia López, junto a sus asesores en un momento de la subasta.

La abogada que presentó el recurso de inconstitucionalidad del cierre de Casa de Galicia sorpresivamente desestimó el amparo de la Suprema Corte de Justicia uruguaya (SCJ) por lo que treinta horas después de haberse dictado la suspensión de la subasta, el juez Méndez pudo autorizarlo y el Círculo Católico de Obreros de Uruguay, entidad a la que el Ministerio de Salud Pública había derivado casi veinte mil socios de la extinta mutua gallega, terminó comprando el hospital de Sayago de la mutua gallega.

Sorpresivamente, la abogada Lucía Curbelo, exsubgerente general de Casa de Galicia, cuya demanda había amparado la Suprema Corte de Justicia deteniendo el remate del hospital de Sayago, comunicó al máximo órgano judicial uruguayo que desistiría de continuar con la inconstitucionalidad del cierre decretada el 23 de diciembre y que acabó con la institución que fue fundada por un puñado de gallegos, encabezados por el emigrante de Bayona, José María Rodríguez Barreiro, el 1 de octubre de 1917.

Ante esta situación, el martes 7 de junio el juez concursal recibió la notificación de la SCJ que, además de la renuncia de seguir con el juicio de la doctora Curbelo, también se desestimaba la reclamación de inconstitucionalidad que presentara la abogada Roxana Corbran junto a más de 1.300 socios de Casa de Galicia. Esto dio la luz verde para que nuevamente se llamara al remate judicial del hospital y adyacencias ubicadas en el predio de Sayago, donde también está su famosa Quinta de Galicia donde se organizaron romerías, y el hospital fundacional de 1933.

El hospital ya no es gallego

Tres meses antes de que José M. Barreiro con un puñado de emigrantes gallegos fundara Casa de Galicia de Montevideo, Eugenio Bavastro abría su primera casa de Remates, y fue su nieto Héctor ‘Pepe’ Bavastro quien en la tarde del miércoles 8 a las 15 horas puso a remate al hospital de la mutua gallega.

Luego de haber sido suspendida hace un mes atrás por falta de ofertas, este viernes se sabía que ningún oferente fuera del sistema integrado de salud uruguayo se presentaría, y solo restaba conocer a los que se presentarían.

Vale recordar que el mes pasado fueron la Asociación Española, el CASMU y el Círculo Católico de Obreros y Empleados, los que compraron por 450.000 dólares cada uno las bases para participar del remate que al final no se llevó a cabo, por lo que para este miércoles se rebajó la base de poco más de 20 millones de euros a casi 12,2 millones.

Pepe Bavastro fue el encargado de la subasta.

A las tres de la tarde en la Bolsa de Valores de Montevideo, cercana a la casa de remates, Pepe Bavastro se subió al estrado para comenzar el remate donde estaba en una mesa casi a su lado el síndico Fernando Cabrera y detrás de él una imagen del hospital de Casa de Galicia proyectada en una pantalla.

Entre el público encontrábamos al presidente de la Administración de los Servicios de Salud del Estado, Leonardo Cipriani, junto a varios asesores y representantes del Ministerio de Economía.

También los representantes de la mutualista Circulo Católico de Obreros que estaban identificados como el ofertante número 2, en tanto el 1 lo tenían la unión que habían formado para ofertar las instituciones de médicos CUDAM y Sociedad Médica Universal.

Tanto la Asociación Española como el CASMU, habían desistido de presentar ofertas, por lo que la puja fue un mano a mano que culminó con la oferta que el martillo de Pepe le bajó al Círculo Católico por 15,3 millones de dólares (casi 14,3 millones de euros).

Al finalizar el remate, el síndico Fernando Cabrera, gerente de Servicios Jurídicos de la Liga de Defensa Comercial (Lideco), explicó que fue “muy buena” la puja, porque el precio aumentó “considerablemente”.

Aclaró que el remate incluye el inmueble sobre la avenida Millán y los bienes muebles que están en el inventario, pero no incluye los bienes culturales. Por otra parte, informó que el Estado se queda con el 85% del remate ya que es acreedor hipotecario del bien, por lo que tan solo el 15% restante se deposita para el pago del resto de las deudas de la mutua gallega.

Bienes culturales e IMAE

Cabrera comunicó que los Institutos Médicos de Alta Especialización (IMAE) seguirán como hasta ahora hasta el miércoles 15 de junio, y solamente el de hemodiálisis está desde ahora en manos del comprador, Círculo Católico de Obreros, aunque la presidenta del mismo, Cecilia López, anunció tras el remate que tienen interés en quedarse con todos estos servicios especializados, el renal y los cardíacos.

En una rueda de prensa, López aseguró que el Círculo pedirá la habilitación de los IMAE y que se “viene una negociación entre partes, con la mejor buena voluntad de todos, porque esos IMAE prestan servicio a todos los uruguayos, así que hay una responsabilidad grande”.

En diciembre de 2021 el Círculo Católico tenía 97.073 usuarios y los movimientos de socios de Casa de Galicia le aportaron 18.000 nuevos socios. Sobre los médicos y no médicos provenientes de Casa de Galicia, la presidenta del Círculo respondió que hay más de 100 trabajadores no médicos y alrededor de 40 médicos que hoy están trabajando en el Círculo Católico. La posible incorporación de personal, dada la adquisición del inmueble, “dependerá de cómo vayan diagramándose los servicios en el sanatorio”, afirmó López.

En cuanto a los bienes culturales y las policlínicas, que tampoco están incluidas en el remate, López mencionó que lo evaluarán con el directorio y las autoridades.

Siguiente subasta el 20 de junio

El próximo 20 de junio, Bavastro también rematará la sede social de la avenida 18 de Julio donde se fundó el Consello de Galiza en 1944, las policlínicas (central de la calle Colonia, la José M. Barreiro en el barrio del Cerro, la Pontevedra en la ciudad de Canelones, la Lugo en Carrasco, donde también se remata un terreno baldío), todo lo que tiene en total un precio base de casi 3,2 millones de euros.

UN comentario en “El Círculo Católico de Obreros de Uruguay, nuevo dueño del hospital de Casa de Galicia de Montevideo

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *