El Centro Asturiano de Madrid entrega la Manzana de Oro al oftalmólogo ovetense Luis Fernández-Vega

Al acto acudió la vicepresidenta del Gobierno del Principado, Gimena Llamedo, y la directora general de Emigración y Políticas de Retorno, Olaya Gómez Romano

Gimena Llamedo
Francisco Rodríguez, Valentín Martínez-Otero, Luis Fernández-Vega Sanz, Gimena Llamedo y Alfredo Martínez.

El reconocido oftalmólogo ovetense, Luis Fernández-Vega Sanz, recibió el pasado 28 de mayo la Manzana de Oro del Centro Asturiano de Madrid en un acto al que asistió una gran concurrencia entre quienes estaban la vicepresidenta del Gobierno del Principado, Gimena Llamedo, la directora general de Emigración y Políticas de Retorno, Olaya Gómez Romano, la presidenta del Consejo de Comunidades Asturianas, María Antonia Fernández Felgueroso, así como numerosas personalidades.

Cientos de personas colmaron el salón principal de la entidad asturiana en la capital de España entre quienes había destacados empresarios, políticos, académicos y rostros muy conocidos de otros muchos ámbitos.

Fernández-Vega ejerció de asturiano y expresó su amor por su tierra y cómo este había influido en su desarrollo profesional. “Siempre intenté que mi trabajo, y el de todos los profesionales que han colaborado conmigo, muchos de ellos miembros de mi familia, tuviera repercusión en el Principado. Y lo hicimos por varias razones: porque queríamos abrir nuestra tierra al mundo, participar en su engrandecimiento, su progreso y desarrollo. También para luchar contra su aislamiento secular, esa dificultad que Asturias lleva arrastrando siglos y que tanto preocupó a Jovellanos”, aseguró el director del Instituto Oftalmológico Fernández-Vega, referencia a nivel nacional –135 años de historia desde la primera consulta, 250 profesionales y un 70 por ciento de los pacientes que acuden de fuera de la región– y para Fernández-Vega “símbolo de todo lo que para nosotros significa nuestra profesión: vocación, sacrificio, entrega, dedicación intensa y gratificante”.

Gimena Llamedo
La vicepresidenta del Gobierno asturiano junto al homenajeado.

El también expresidente de la Fundación Princesa de Asturias declaró sentirse “profundamente orgulloso de mi tierra, de ese Principado pequeño y maravilloso que mira al mundo siempre con enorme curiosidad y sentido de la unidad. De una tierra que, como no me canso de repetir, está profundamente arraigada en la historia de España, de la que forma parte indisoluble con absoluta lealtad”.

“Esta Manzana tan nuestra que ahora recibo se suma por derecho propio a los mayores reconocimientos de los que he sido objeto a lo largo de una ya dilatada carrera profesional”, indicó.

Acompañaron a Fernández-Vega en la mesa presidencial, Alfredo Martínez, ovetense, actual embajador de España en Canadá y exjefe de protocolo de la Casa Real; Gimena Llamedo, vicepresidenta del Principado; Valentín Martínez-Otero, presidente del Centro Asturiano y Francisco Rodríguez, fundador y presidente Industrias Lácteas Asturianas. Martínez fue el encargado de presentar la figura de Fernández-Vega, al que destacó como “una de las personas más completas que jamás haya conocido”.

Gimena Llamedo dijo por su parte que “tenemos mucha suerte por tener a los Fernández-Vega y sé de lo que hablo, porque soy paciente desde los siete años”, mientras que Martínez-Otero indicó que para el Centro Asturiano de Madrid “es un honor otorgar este premio a una persona que representa la excelencia”. Francisco Rodríguez destacó su orgullo por el premio que recibía el oftalmólogo ovetense: “Nunca he visto este salón como hoy y me produce una emoción tremenda”.

Olaya Gómez Romano
Vista de los asistentes con María Antonia Fernández Felgueroso y Olaya Gómez Romano en primer plano.

El galardonado estuvo acompañado por su mujer, Victoria Cueto-Felgueroso Botas; sus hijos Luis y Andrés Fernández-Vega Cueto Felgueroso o su hermana, Maite Fernández-Vega, entre otros miembros de su familia.

Entre los asistentes había empresarios como Ignacio Galán, presidente de Iberdrola o José Bogas, su homólogo en Endesa, así como Orlando Alonso, presidente de Windar o Cristina Álvarez Guil, miembro del consejo de administración del Corte Inglés, además de Javier Vega de Seoane. Tampoco se lo perdió Manuel Menéndez, ex consejero delegado de Unicaja, que siguió de pie el acto porque no había ni un sitio libre, al igual que Pablo Junceda, director general del Sabadell Herrero.

También estuvo la empresaria Alicia Koplowitz y José Manuel Soria, exministro de Industria con Rajoy, así como el padre Ángel. Soria llegó al acto junto a Carlos Fitz James-Stuart, actual Duque de Alba.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.