Divina Amado Morado de Silvar, una vida llena de amor por los emigrantes

Natural del municipio coruñés de Irixoa, falleció a causa del covid en el Hogar Español de Montevideo / Destacó por su constante trabajo a favor de la colectividad tanto desde esta entidad como desde Casa de Galicia

Divina Amado recibió en 2013 el reconocimiento de la Federación de Instituciones Españolas del Uruguay.

En estos dos años de pandemia han muerto en Uruguay más de siete mil personas contagiadas con el covid, más de una decena en el Hogar Español de ancianos, pero también muchos dirigentes de clubes de la colectividad. La muerte más reciente se produjo el pasado 10 de julio cuando en el Hogar donde ayudó desde su creación, falleció Divina Amado Morado de Silvar emigrante del municipio coruñés de Irixoa.

Desde marzo de 2020, cuando la aparición del coronavirus atemorizaba a todo el mundo, la colectividad española en Uruguay comenzaba a sufrir la pérdida de varios emigrantes, entre ellos tres expresidentes, Andrés Kaphammel, Valentin López Pérez y Andrés Ferreira Lago. También se sufría la pérdida del presidente honorífico del Centro Asturiano Casa de Asturias, Horacio Díaz García, y los expresidentes de esta institución, Luis Fernández y José Caso Vigil.

Fallecimientos en la colectividad que afectaron a los residentes del Hogar Español, que a pesar de los cuidados no pudo evitar que el virus ingresara al mismo, afectando gravemente a varios internos, hasta tal punto de que más de una decena no pudieron hacer frente al virus.

El pasado 11 de julio nos dejó una emigrante coruñesa, oriunda de la misma aldea que mi madre, Gulfar, en el municipio de Irixoa, que residía en el Hogar Español desde hace unos años junto a su esposo, Manuel Silvar.

Ambos habían emigrado en 1964 a Montevideo, luego de que ella viviera unos años en Uruguay tras el fallecimiento de su madre, pero volvió a Galicia, donde conoció y casó con Silvar.

Divina fue una de las cuatro mujeres emigrantes entrevistadas en Uruguay en el libro El protagonismo de la mujer en las corrientes migratorias españolas que editó España Exterior.

Divina Amado Morado de Silvar se ha destacado por su trabajo a favor de los españoles más desprotegidos, tanto en el Hogar Español de ancianos, donde trabajó desde el primer día de su fundación y fue una de las primeras mujeres en integrar su junta directiva, como en la mutua Casa de Galicia, cuyo tío fue uno de los gallegos que en el siglo pasado aportaban dinero para sostener una empresa que no tenía fines de lucro, pero que sin recursos genuinos, debía atender las necesidades sanitarias de los gallegos emigrantes.

En 2013 fue nominada y recibió una distinción especial del premio anual de la Federación de Instituciones Españolas del Uruguay, continuando con su actividad en el Hogar Español y en Casa de Galicia, donde en ambos casos sus acciones estaban destinadas a los paisanos más necesitados, a esos que generalmente tienen vergüenza de pedir ayuda, a pesar de que la necesitan para sobrevivir.

Divina dejó una herencia cargada de amor y trabajo, tanto para quienes están vinculados al Hogar Español como para sus amigos y familia. Su esposo, Manuel, se le ha adelantado al descanso eterno y ella siguió dejándonos su sonrisa y cuentos a quienes le visitábamos en la gran aldea que es el geriátrico del camino de las Instrucciones.

Me tocó ser su sobrino del corazón, ya que mi madre era como una hermana para ella, criadas ambas en la misma aldea. Divina y Manolo eran de esos tíos que los hijos de los emigrantes nos adoptamos cuando no tenemos familia en la tierra de acogida de nuestros padres.

De ellos aprendí, al igual que de mis padres, el amor por Galicia, por nuestro idioma, por nuestra familia a miles de kilómetros, y en particular la solidaridad que Divina contagiaba con sus acciones cotidianas con los paisanos más necesitados.

Seguramente junto a Jorge y Antonio, sus hijos, y a María José, Santiago y Juan Manuel, sus nietos, y todos sus amigos, nos quedará el recuerdo de su vida llena de alegría, trabajo y amor por los demás.

UN comentario en “Divina Amado Morado de Silvar, una vida llena de amor por los emigrantes

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.