Presentan en Bahía Blanca el libro ‘Los andaluces en el Buenos Aires hispánico (1536-1810)’

Acudió el autor de la obra, el director de la Cátedra Andalucía de la Universidad de La Plata, Guillermo Pilla

Vista de los asistentes.
Guillermo Pillar en un momento de la presentación.
José Francisco Ruiz Cano le entregó un libro a Amparín Suay.

El Centro Andaluz de Bahía Blanca organizó la presentación del libro ‘Los andaluces en el Buenos Aires hispánico (1536-1810)’ del profesor Guillermo Pilla, director de la Cátedra Andalucía de la Universidad de La Plata. El acto tuvo lugar el pasado 29 de marzo en las instalaciones de Casa de España, en Lamadrid 458.

Pilla trabaja también en el Archivo Histórico Provincial ‘Ricardo Levene’, entidad que colaboró con el Centro Andaluz en la organización de esta jornada e hizo posible la impresión del libro.

Estuvieron presentes, acompañando a la entidad presidida por José Francisco Ruiz Cano, Amparín Suay Palomar, presidenta de la Federación Regional de Sociedades Españolas; Ana María Tejero, presidenta del Centro de Colectividades Extranjeras de la ciudad; y Rodolfo Asensio Gil presidente de Casa de España.

La secretaria del Centro Andaluz, Leonor Medrano, realizó la presentación de Pilla, quién en una charla de poco más de una hora llevó a cabo un recorrido por el contenido del libro que fue escrito tras mucho tiempo de investigación.

Fue interesante la disertación que tocó temas como que el español más rico de Buenos Aires, en el período investigado, era andaluz; el interés en ocupar cargos públicos, los cuales se compraban y eran mal remunerados; los andaluces que fundaron las hoy ciudades de Merlo, Baradero y Carmen de Patagones, entre otras cosas.

Al concluir, Pilla recibió un fuerte aplauso y entregó varios volúmenes del libro al presidente del Centro Andaluz, José Francisco Ruiz Cano, como donación.

Por su parte, Ruiz Cano, donó un libro de Pilla, a la Federación Regional de Sociedades Españolas para su biblioteca, entregándoselo en manos a su presidenta, Amparín Suay Palomar.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *