La Xunta invirtió más de 4,3 millones de euros en ayudas a la cooperación en Perú desde 2010

El vicepresidente Alfonso Rueda viajó al país y se reunió con el ministro de la Producción, Raúl Pérez-Reyes

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, visitó varios proyectos centrados en la producción agropecuaria en la zona de Cuzco.
El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, se reunió con el el ministro de la Producción de Perú, Raúl Pérez-Reyes, y con el embajador de España, Ernesto de Zulueta.
El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, visitó varios proyectos centrados en la producción agropecuaria en la zona de Cuzco.

La Xunta ha invertido desde 2010 algo más de 4,3 millones de euros en ayudas a la cooperación para el desarrollo en Perú, considerado país estratégico desde el I Plan director da Cooperación Galega de 2006-2009 y que, en los últimos años, ha sido uno de los máximos receptores de ayudas en la materia.

La mayoría de estos fondos fueron canalizados de manera indirecta, esto es, a través de distintas convocatorias de concurrencia competitiva y con la colaboración de los agentes de cooperación. En cuanto a la distribución sectorial de las ayudas, el primer lugar lo ocupa el sector de la educación básica y la técnica vocacional (23,6%), seguida por el apoyo al sector de la producción agrícola (20,63%) y del sector acuícola y pesquero (18,78%).

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, inició el pasado 9 de noviembre una visita a Perú para conocer de primera mano varios de los proyectos en los que está trabajando la cooperación gallega. El programa comenzó ese día con la reunión entre el vicepresidente de la Xunta y el ministro de la Producción del país andino, Raúl Pérez-Reyes.

Uno de los temas que abordaron en el encuentro fue, precisamente, una misión de identificación que la cooperación gallega está poniendo en marcha, en colaboración con la Fundación Cetmar, Anfaco-Cecopesca, Ayuda en Acción y Amigos de Escaes Perú, para una intervención sectorial de apoyo a la pesca artesanal y a la acuicultura en el departamento de Piura.

El objetivo de esta iniciativa, de la que ya se realizó un primer diagnóstico, es acometer una intervención de carácter integral en la Bahía de Sechura, teniendo en cuenta factores de organización, producción y ambientales. Esta identificación se desarrolla al amparo de un Memorándum de entendimiento marco para la cooperación firmado en 2015 entre el Ministerio de Producción de Perú y la Xunta de Galicia.

Durante el día 9 el vicepresidente de la Xunta se reunió también con el embajador de España en Perú, Ernesto de Zulueta, y con el personal en el país de la oficina técnica de cooperación de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid).

A partir del día 10 se desplazó a Cuzco para visitar varios proyectos financiados por la Cooperación Galega y que se centran en la mejora de la calidad de vida de la población local a través, fundamentalmente, de la puesta en valor y mejora de la competitividad de la producción agropecuaria local.

Alfonso Rueda visitó en Cuzco varios de estos proyectos de cooperación. Todos ellos, impulsados por la Fundación Taller de Solidaridad en agrupación con la Fundación Entreculturas Fe y Alegría y en colaboración con la entidad local Asociación Jesús Obrero-Ccaijo, se desarrollaron entre 2014 y 2018 en la provincia de Quispicanchi y recibieron una subvención de cerca de 420.000 euros.

La iniciativa se centró, inicialmente, en agregar valor a la producción agropecuaria de, fundamentalmente, lácteos y cuyes (cobayas). Gracias a este proyecto, se fortalecieron las capacidades técnicas de 94 productores y productoras, mejorando la calidad de los productos lácteos e iniciando el proceso para hacer lo mismo con los cuyes. Así lo pudo comprobar el vicepresidente de la Xunta, durante su visita a una experiencia de siembra y cosecha en la comunidad de Cuyuni, en Ccatcca.

 

Visita a proyectos de desarrollo puestos en marcha gracias a la cooperación gallega

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, visitó en Perú distintos proyectos de cooperación al desarrollo que se pusieron en marcha gracias a la Cooperación Galega. Entre otros, se desplazó a visitar varias iniciativas ubicadas en la zona de Cuzco y centradas en el sector agropecuario.

Los proyectos, impulsados por la Fundación Taller de Solidaridad en agrupación con Entreculturas Fe y Alegría y en colaboración con la entidad local Asociación Jesús Obrero-Ccaijo, tienen como principal objetivo la puesta en valor y mejora de la competitividad de la producción local.

Así, además de impulsar inicialmente un proyecto para agregar valor a la producción agropecuaria, también se centraron en la mejora de la competitividad. El objetivo fue incorporar la gestión empresarial como elemento fundamental para mejorar la competitividad de las actividades económicas. De este modo, 132 productores comenzaron a manejar mejor conceptos relacionados con la competencia y los mercados; además de que se hizo hincapié en la importancia de los costes de producción y calidad de los productos.

Asimismo, también impulsaron una iniciativa para el desarrollo de una ruta agroalimentaria gastronómica con el objetivo de incorporar el turismo como una actividad que contribuya al dinamismo de la economía del territorio. Se trabajó con 189 productores locales de la zona y con operadores de restaurantes rurales, bajo un enfoque de sostenibilidad y desarrollo económico inclusivo.

El día 11, el vicepresidente de la Xunta tuvo la oportunidad de conocer de primera mano esta ruta, además de comprobar otros efectos positivos de los proyectos a través de la visita a una de las plantas familiares de producción de derivados lácteos, así como a las tiendas de venta y a una sala de maduración de quesos de la zona.

Cabe destacar que entre algunos de los efectos positivos que se consiguieron con estos proyectos destacan la mejora de los procesos de elaboración de los quesos, la implementación de un sistema continuo de control de calidad, una elevada participación de las mujeres como responsables de las unidades productivas o económicas, el aumento de la producción de cuyes, o el buen funcionamiento de los restaurantes rurales y de las tiendas de lácteos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *