Galicia logró un superávit de 125 millones de euros en 2018 y pedirá autorización para reinvertirlo

Es la primera vez desde el año 2002 que los ingresos superan a los gastos

El titular del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consello de la Xunta.

Después de evaluar en el Consello de la Xunta el informe de la Consellería de Facenda sobre el avance del cierre del ejercicio de 2018, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, confirmó el pasado 14 de febrero que Galicia cumplió el pasado año los tres objetivos de estabilidad presupuestaria y avanzó que pedirá al Gobierno central autorización para reinvertir el superávit, tal como ya habilitó en 2018 el Gobierno de Rajoy.

Si bien las cifras deberán ser confirmadas por el Ministerio de Hacienda en los próximos meses, Feijóo subrayó, en primer lugar, que el documento no solo constata que la Administración autonómica cumplió en 2018 el límite de déficit público, que era del 0,4%, sino que cerró el ejercicio con superávit contable de unos 125 millones de euros. Es decir, con más ingresos que gastos, gracias al buen comportamiento de los ingresos tributarios, por consecuencia de la recuperación económica y por la llegada de ingresos extraordinarios; y, por la liquidación del período de fondos comunitarios 2007-2013.

Precisó que se trata de una situación inédita en la última década, ya que es la primera vez, desde 2002, que Galicia consigue superávit contable. El responsable autonómico incidió en la importancia de poder reutilizar ese superávit para inversiones financieramente sostenibles. “Galicia quiere utilizar estos 125 millones en inversiones en materia de sanidad, en materia de educación y en materia de servicios sociales”, citó.

Y subrayó además que en 2018 Galicia consiguió reducir su endeudamiento por segundo año consecutivo, hasta bajar la ratio al 18,07%, por debajo del límite del 18,4% autorizado por el Consejo de Política Fiscal y Financiera, lo que consolida a la Comunidad como la autonomía que menos incrementó su volumen de deuda pública en los últimos diez años. “En este momento estamos entre las cuatro comunidades con menos deuda de toda España, cuando en el año 2008 estábamos entre las cuatro con más deuda. Y, gracias a esto, evitamos la emisión de unos 4.000 millones de euros de deuda”, dijo, precisando que el objetivo para este 2019 es seguir en la senda de la reducción del endeudamiento.

El titular de la Xunta señaló que el informe ratifica también que en 2018 Galicia se ajustó al límite de la regla de gasto, un mecanismo que tiene como objetivo evitar consolidaciones procíclicas de gasto en la Administración, evitando un aumento excesivo de los gastos estructurales que, en épocas de dificultad no puedan ser afrontados. “Es decir, evitar los errores del pasado que llevaron a la crisis”, explicó, precisando que Galicia cumplió en 2018 la regla de gasto, que para ese ejercicio era del 2,4%, evitando la aprobación de un plan de ajuste, obligatorio cuando una administración la incumple. Como consecuencia de esto, Feijóo recordó que Galicia mantiene intacto su autogobierno, puede conceder avales a las empresas para seguir creciendo y puede utilizar una tasa de reposición de efectivos públicos del 108%.

“En resumen, Galicia cumplió un año más los objetivos de estabilidad presupuestaria: cumplimos déficit, deuda, regla de gasto y pago a proveedores y, en 2018, Galicia aportó solvencia al conjunto de España. Y, por esa razón, queremos que el Gobierno nos permita utilizar el superávit contable para aprobar en este 2019 un plan de nuevas inversiones a favor de los gallegos”, concluyó.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *